Bella y Genial
Bella y Genial

Cómo ha evolucionado la ropa de maternidad con los años

La moda ha cambiado drásticamente a través de los años, también para las mujeres embarazadas. Antes no era común mostrar abiertamente la panza de embarazo. Lo que se buscaba era esconderla por todos los medios posibles: usando vestidos muy holgados o hasta corsés. Hoy en día, esta idea ha desaparecido y es de lo más normal ver a las famosas exponiendo con orgullo sus vientres con prendas más ajustadas y reveladoras.

1. Siglo XV al XVII

En el siglo XV, las mujeres llevaban vestidos lo suficientemente grandes como para cubrir su panza de embarazada. Esto era lo único que les importaba y, para ello, usaban atuendos hechos con terciopelo. Un siglo más tarde, empezaron a utilizar delantales para ocultar la barriga, y esto alcanzaba, sobre todo considerando que debían quedarse en sus hogares durante el embarazo.

En el siglo XVII, se diseñó el primer vestido de maternidad, llamado “Adrienne”. Esta pieza tenía pliegues bajo la cintura que permitían que hubiera espacio suficiente para el crecimiento de la panza y, además, resaltaban la silueta femenina.

2. Siglo XVIII al XIX

En el siglo XVIII, las mujeres llevaban corsés que acentuaban una postura extremadamente erecta. Los corsés estaban hechos de una tela rígida con varillas por delante y por detrás. Incluso las embarazadas usaban corsés, porque era lo que la moda dictaba.

El embarazo era algo que debía ocultarse y las mujeres de la época victoriana hacían todo lo posible para que nadie se diera cuenta de su estado. Llevaban un pañuelo o vestidos largos para que su barriga no fuera fácil de distinguir. En la década de 1860, se inventó “el corsé de maternidad”. Se trataba de un soporte que les permitía a las mujeres embarazadas camuflar los cambios que estaba atravesando su cuerpo.

3. Décadas de 1900 a 1930

Las mujeres de las clases media y alta empezaron a tener más opciones a la hora de vestirse durante el embarazo. En cambio, las de las clases sociales más bajas siguieron llevando ropa holgada y de gran tamaño. El primer vestido formal exclusivo para embarazadas se creó en 1904 y, en 1911, la primera ropa de maternidad de confección.

Las mujeres debían llevar estilos de maternidad holgados porque se suponía que tenían que ocultar sus embarazos. En los años 20, empezaron a llevar vestidos con cinturones ajustables.

En los años 30, se volvió a utilizar un estilo de maternidad más femenino, que resaltaba la cintura y la figura de la mujer. Así que se optó por vestidos al cuerpo y con cinturones ajustables. Una década más tarde, las embarazadas seguían teniendo la misma mentalidad respecto a su barriga.

4. Década de 1940 a 1950

En los años 30, las futuras mamás empezaron a usar prendas separadas en lugar de vestidos. Por lo general, el atuendo era más bien ceñido durante los primeros meses y más holgado una vez que se empezaba a notar la barriga. Este estilo siguió estando de moda durante los años 40, junto con los vestidos ceñidos y los camiseros.

En los años 50, empezó a haber más variedad de estilos para las embarazadas, con conjuntos de dos piezas y algunos pantalones. Las famosas mostraban con orgullo sus panzas en la pantalla, lo que animó a las mujeres a enfatizar sus embarazos y a finalmente cambiar su mentalidad.

5. Década de 1960 a 1970

Durante la década de 1960, las mujeres comenzaron a comprar ropa para cada etapa del embarazo. Las faldas se hicieron más cortas, y el estilo hippie comenzó a dominar el mercado de la ropa para embarazadas a finales de los 60.

La moda para embarazadas de los años 70 se centraba en los dobladillos, los tops holgados y los maxis bohemios. Las mujeres empezaron a interesarse más en los conjuntos de moda para embarazadas y a mostrar su cuerpo sin pudor.

6. Décadas de 1980 al 2000

En los años 80, llegó el momento de añadir volumen, proporciones y colores. Los vestidos camiseros sueltos y coloridos eran la tendencia de la época.

En 1991, Demi Moore posó embarazada en la portada de Vanity Fair. Esto dio lugar a una tendencia que seguimos disfrutando hasta hoy. Una tendencia que grita: ¡las mujeres embarazadas no deben ocultar su cuerpo y deben enorgullecerse de lo bellas que lucen! Durante esta época, se comenzó a aceptar el cuerpo durante el embarazo y las mujeres empezaron a lucir sus hermosas panzas.

7. Años 2000

Gracias a los 90, las siluetas de las embarazadas se comenzaron a considerar atractivas y llamativas. Esto motivó a las mujeres del nuevo milenio a mostrar aún más su barriga. Los vestidos elastizados y las blusas que dejan la panza al descubierto se convirtieron en algo habitual, junto con los vestidos de corte imperio.

Muchas famosas embarazadas de la década de 2000 lucieron looks ceñidos al cuerpo en la alfombra roja o mientras iban de compras. El cuerpo de las embarazadas empezó a ser el centro de atención y las estrellas lucían más bonitas que nunca.

8. Década del 2010 al 2020

Aunque el nuevo milenio ha dejado en claro que ninguna mujer embarazada debe ocultar su cuerpo, empezaron a aparecer ciertos estilos personales a la hora de lucir la panza de embarazo.

En la actualidad, se busca combinar la comodidad y la moda, y cada embarazada tiene su propio estilo. O bien llevan un look vintage, o eligen un conjunto moderno y cómodo.

¿Qué atuendos solía usar tu mamá cuando estaba embarazada? ¿Cómo eran?

Bella y Genial/Mujeres/Cómo ha evolucionado la ropa de maternidad con los años
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos