Bella y Genial
Bella y Genial

7 Maneras simples de tener un cabello libre de puntas abiertas

Nuestro cabello es tan delicado que a veces se complica mantenerlo siempre en buen estado. El mal secado, la mala nutrición o los champús agresivos pueden dañarlo fácilmente. Los tratamientos para sanarlo, suelen ser costosos, y no todas tenemos el bolsillo para tomarlos con frecuencia. Pero no caigas en la desesperación, en realidad no necesitamos gastar millones para mantener nuestro cabello saludable. Lee hasta el final porque tenemos un bono sobre cómo cortarte las puntas abiertas tú misma.

1. Reduce el tiempo de exposición de tu cabello al calor y rayos UV

Para ello podemos utilizar gorros, sombreros o paliacates para no exponerlo directamente a los rayos UV. O en su defecto, usar un protector solar capilar. Esto evitará un daño en la queratina del cabello, pues podría provocar textura áspera y aspecto quebradizo del mismo.

Pero lo más importante que podemos hacer para prevenirlo, es reducir al máximo el uso de herramientas para el cabello que empleen calor, tal es el caso de secadoras, planchas, tenazas, etc. porque esto puede secarlo y producir puntas abiertas. Para secar tu cabello, usa la toalla pero sin frotar el cabello o envuélvelo en una camiseta de algodón y así evitarás también el molesto encrespamiento. Para rizarlo u ondularlo, existen muchas técnicas que no implican usar calor. Se puede solo enrollar el cabello húmedo y asegurarlo, usar tubos o incluso medias. Hay muchos videos en internet de cómo lograrlo.

2. Cuida tu alimentación y bebe mucha agua

Muchas veces olvidamos que gran parte de nuestra salud física va a depender de estos dos factores. Consumir abundante agua mantendrá tu cabello hidratado desde las raíces, mientras que comer algunos alimentos que contienen vitaminas y minerales son beneficiosos para nuestro cabello y que le ayudan a nutrirlo de fuerza, brillo y elasticidad. Los alimentos ricos en propiedades son vegetales verdes (brócoli, lechuga, etc.), zanahorias, cítricos, pescados, legumbres, huevos, yogurt, frutos secos y cereales integrales.

Obviamente, los alimentos que más perjudican a tu pelo son todas las comidas y bebidas procesadas. Consúmelos, pero con medida. No olvides que hacer esto, también beneficiará a tu cuerpo y a tu salud.

3. Hidrata las puntas con aceites nutritivos

Los aceites naturales pueden ayudar a combatir las puntas abiertas. Hidratan y nutren perfectamente el cabello, aportándole suavidad y brillo. Los aceites de argán y de almendras dulces se consideran las mejores opciones. Aplica unas gotas en las puntas, secadas con una toalla, y esparce el aceite uniformemente sobre ellas. Pero ten cuidado de no aplicar demasiado a la vez. Empieza poco a poco y aumenta la cantidad según sea necesario.

4. Evita los accesorios metálicos y las ligas de goma

Hay accesorios muy lindos, pero que causan un grave daño al cabello. Las liguitas de goma, pasadores muy ajustados, pinzas, diademas, ligas con hebillas de metal o cualquier otro accesorio con este material puede arrancar varios mechones de tu pelo y a la larga provocar puntas abiertas.

La mejor opción es usar ligas suaves de tela o recubiertas de tela, scrunchies, ligas recubiertas de plástico o ligas en espiral, pueden ayudarte a tener tu peinado intacto y sin salir lastimada.

5. Prueba aplicar mascarillas caseras para tu cabello

Llegó la hora de poner a prueba algunos de los remedios caseros que has visto por las redes.
Algunas mascarillas naturales son tan buenas como los compradas en la tienda para tratar las puntas abiertas. Aquí hay 5 de ellas, muy efectivas, que hidratan y reparan profundamente el cabello dañado:

Mascarilla de aguacate. Tritura la pulpa de un aguacate en un bol y mezcla con un huevo. Agrega unas gotas de aceite de oliva, mezcla bien los ingredientes y aplica la mascarilla terminada sobre el cabello, prestando especial atención a las puntas. Deja actuar el producto durante 10 a 20 minutos y luego lávalo con agua tibia.

Mascarilla de plátano. Toma un plátano maduro y tritúralo. Agrega una cucharada de aceite de coco, 2-3 cucharadas de miel y mezcle bien. Aplicar la mezcla desde la raíz hasta las puntas, concentrándose especialmente en las puntas. Déjalo actuar durante 30 minutos y luego lávalo con un champú suave. Repite este tratamiento de puntas abiertas una o dos veces por semana.

Mascarilla de miel. Mezcla 3 cucharadas de aceite de oliva con 2 cucharadas de miel. Aplica la mezcla sobre el cabello limpio, inmediatamente después del lavado, y deja actuar durante 20 a 30 minutos. Enjuaga la mascarilla y luego vuelve a lavar tu cabello con un champú suave para eliminar bien los restos.

Mascarilla de huevo. Toma una yema de huevo, agrégale 2 o 3 cucharadas de aceite de oliva y una cucharada de miel. Mezcla bien, luego aplica sobre el cabello húmedo y deja actuar durante unos 30 minutos. Enjuaga la mascarilla y luego vuelve a lavar el cabello con un champú suave para eliminar bien los restos.

Mascarilla de Mayonesa. Primero moja tu cabello. Toma 2-3 cucharadas de mayonesa y cubre los mechones de cabello desde la raíz hasta las puntas. Déjalo actuar durante 30 minutos y luego lávalo con un champú. Aplícalo 2 veces por semana.

Extra tip: Antes de usar una mascarilla casera, pruébala en un área pequeña de la piel, por ejemplo, en el interior del codo, para asegurarte que no alérgica a los componentes del producto.

6. Evita revolver el cabello al lavarlo

Esta es una de las prácticas más comunes. Sin embargo, no es correcta. Porque, aunque nosotras creamos que nos estamos lavando bien el cabello, resulta todo lo contrario. Razón por la que, si no lo lavas de manera adecuada, puede ocasionar que pierda brillo. Además, “hacer bolita” tu cabello solo hará que se enrede más e incluso podrías “romperlo”, causando puntas abiertas. Con colocar champú en la parte superior de la cabeza y masajear con las yemas suavemente, es suficiente.

7. No uses tanto spray ni mousse para el cabello

Usar spray o mousse para cabello muy seguido, puede llegar a secarlo, especialmente las puntas. Esto puede derivar en puntas abiertas, rotura de cabello y frizz, debido a las grandes cantidades de alcohol que contiene para poder mantener el pelo fijo. No es recomendable usarlos para el día a día. Lo ideal sería solo utilizarlos para ocasiones especiales.

Bono: Cómo cortarte las puntas abiertas tú misma

Aunque los demás consejos son sumamente útiles, si lo que quieres es eliminar el problema de raíz, lo mejor es cortar las puntas dañadas. Para evitar que aparezcan de nuevo, se recomienda hacerlo cada 6 a 8 semanas. Pero no te preocupes, puedes hacerlo tu misma desde casa . Aquí te dejamos unas sencillas instrucciones para que puedas lograrlo:

  • Asegúrate de tener las tijeras adecuadas. No de papelería, sino unas especiales para cabello.
  • Ten el cabello bien seco, peinado y desenredado antes de comenzar.
  • Divide tu cabello por la mitad en dos secciones para que te sea más fácil cortar y no mezclar mechones.
  • Comienza agarrando un mechón de cabello (dependiendo del grosor) y tuércelo formando una cuerda. Este proceso lo vas a repetir con todo el pelo.
  • Los pequeños cabellos que salen del mechón son las puntas abiertas y secas que debes de cortar, así no perderás el largo de tu cabello y estará sano.
  • Ahora puedes tomar el mismo mechón y toserlo para el lado contrario, esto dejará al descubierto algunas puntas abiertas que pudieran haber pasado desapercibidas.

¿Qué otros cuidados sueles tener con tu cabello? ¿Qué cambio de estilo le harías, aunque sea para probar verte diferente?

Imagen de portada Karolina Grabowska / Pexels
Bella y Genial/Belleza/7 Maneras simples de tener un cabello libre de puntas abiertas
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos