Bella y Genial
Bella y Genial

La historia de Elliot Page, quien desafió los prejuicios para finalmente poder ser su verdadero yo

Si algo maravilloso nos han traído los últimos años es el cambio de perspectiva respecto a la diversidad de identidades: antes, temas como la transexualidad eran tabú o hasta pretexto para discriminar. Actualmente, la gente entiende cada vez más que todos somos diferentes, que en esas diferencias se encuentra una hermosa riqueza y que el respeto a los demás nos hace siempre mejores personas.

En esta ocasión, en Bella y Genial queremos contarte la inspiradora historia de Elliot Page, quien se atrevió a desafiar el status quo y a revelar su verdadero yo.

En el año 2007, una película se estrenó, fue aclamada por la crítica y ganó muchísimos premios en los circuitos de festivales internacionales, hablamos de Juno, un coming-of-age que retrataba la vida y las decisiones de una adolescente embarazada. Este personaje fue interpretado por la entonces llamada Ellen Page, quien recibió múltiples nominaciones y halagos. A partir de entonces, no solo despegó su carrera como actriz, sino que se hizo visible como defensora de los derechos de la mujer, activista en pro de la comunidad LGBTQ+, entre otras causas humanitarias.

En el año 2014, Ellen Page decidió declarar su homosexualidad abiertamente, pero no fue sino hasta seis años después cuando, a través de una publicación en su cuenta de Instagram, dio a conocer públicamente que se asumía como un hombre transexual; desde entonces, comenzó su transición y cambió oficialmente su nombre a Elliot Page. La mayor diferencia de su vida actual con respecto a su vida antes de ser hombre es expresada por él mismo de esta manera: “La diferencia más significativa es que ahora puedo, simplemente, existir”, aseguró en una entrevista.

Hay quienes podrían pensar que, por ser una persona famosa, este proceso fue más sencillo, pero la realidad es que una transición de género no es nunca fácil, para nadie. Él, como todas las personas que están o han estado en esta situación, tuvo que enfrentarse a prejuicios, a críticas crueles y a personas que emitían opiniones discriminatorias. Sin embargo, a pesar de todo, no solo se mantuvo firme en sus convicciones y defendió su identidad, sino que puso sobre la mesa nuevamente el tema de los derechos para la comunidad LGBTQ+, al grado de convertirse en uno de los representantes más activos de esta causa.

Y es que Elliot tiene muy claro que, si bien él ha tenido el respaldo de una comunidad de fanes que lo apoya y respalda, usualmente no es así para las personas comunes, quienes muchas veces están solas en ese difícil proceso y siguen padeciendo discriminación o abusos en la vida cotidiana. Es por ello que Page ha decidido ser un vocero que defienda siempre a su comunidad.

Desde su papel como activista y portavoz de la comunidad trans, ha denunciado haber padecido también de mucha transfobia desde el momento en que dio a conocer que dejaba de ser Ellen Page para convertirse en Elliot Page. Pero también ha admitido muchas veces lo feliz que es ahora, que puede ser libre y abiertamente quien es y amar a quien desea.

“Siento que no había podido ser yo mismo desde que tenía 10 años”, dijo en una entrevista con la famosa conductora norteamericana Oprah Winfrey. Desde que en 2020 dio a conocer su decisión públicamente, el actor se ha realizado cirugías y tratamientos hormonales para completar su transición física. Por supuesto, el cambio es visible en sus redes sociales.

Es muy conmovedor ver cómo alguien puede elegir lo que quiere ser, y hace lo necesario para conseguirlo. Elliot Page es probablemente una de las estrellas de Hollywood más famosas, queridas y respetadas del mundo de la fama y, por ello, productoras como Netflix lo han cobijado en sus nuevos proyectos.

¿Qué cosas has hecho tú en tu vida para ser más libre y auténtica? ¿Conoces alguna historia parecida de alguien que sea más feliz desde que se aceptó como es?

Bella y Genial/Famosos/La historia de Elliot Page, quien desafió los prejuicios para finalmente poder ser su verdadero yo
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos